Siempre prefiero comprar mi material de pesca en tiendas físicas, ya que me gusta verlo y tocarlo antes de comprarlo. Sin embargo, en bastantes ocasiones los artículos buscados no han estado disponibles en mis tiendas de confianza, por lo que he optado por comprar ese material de pesca en tiendas online.

La gran mayoría de mis compras online han sido muy satisfactorias, pero alguna vez he tenido alguna experiencia muy mala. En este artículo, daré algunos consejos para intentar evitar que esto pase. Ten en cuenta que todos estos consejos están basados en mi experiencia, y son opiniones personales.

1. Busca opiniones de la tienda online

Al igual que cuando se trata de tiendas físicas, busca tus tiendas online de confianza, son un tesoro. Consulta en internet las opiniones de otros compradores, ya que gracias a ellas, podrás anticiparte a posibles problemas que puedan surgir. Puedes buscar la tienda en redes sociales o en servicios de reseñas como Google My Business, Trustpilot, etc.

Ten en cuenta que siempre hacen más ruido las opiniones negativas que las positivas, y no todos los consumidores son justos, por lo que ten sentido común a la hora de tener en cuenta las opiniones. Los fallos pueden ocurrir, y un buen profesional te los va a solucionar. Los malos clientes también existen.

Si lo consideras oportuno, tras tu experiencia y con la mente fría, deja tu puntuación y comentario sobre la tienda en los servicios de opinión. De esta forma estarás ayudando a otros compañeros en tu misma situación. Y por supuesto, intenta ser lo más justo posible.

2. Léete las condiciones de compra, envío y devolución

Toda tienda online debe tener en su pié de página una serie de informaciones donde se explican las condiciones de compra, las condiciones de envío y devolución. Las tiendas online están obligadas a disponer de esta información públicamente, y es el deber del cliente leerla y comprenderla antes de comprar.

Gracias a esta información, comprenderás cómo proceder en cualquiera de las casuísticas que pueden darse durante un pedido: pedido, envío, entrega, devoluciones, reclamaciones, cambios, desistimientos…

Muchas veces son textos largos y densos, pero merece la pena leerlos.

3. Infórmate del stock antes de comprar

A la hora de comprar material de pesca en tiendas online, no te fíes de que la web de la tienda diga que tiene stock. En muchos casos esto no es real, sobre todo cuando se trata de artículos populares o muy buscados. Esto ocurre porque algunas tiendas no actualizan su stock en la web, y no muestran las roturas de stock. En otros casos, las tiendas ni siquiera tienen el artículo, y lo solicitan al proveedor tras el pedido (dropshipping).

Si realizas un pedido con un artículo que no está en stock, habrás pagado antes de que te informen de ello, y tendrás dos opciones:

  1. Esperar a que la tienda consiga stock del artículo y envíe el pedido. El tiempo de espera dependerá de la disponibilidad del proveedor.
  2. Solicitar la cancelación del pedido parcial o completo, y la devolución del dinero. La devolución del dinero se demorará desde una semana hasta un mes, dependiendo de la forma de pago.

Para evitar esto, contacta previamente con la tienda, ya sea por teléfono o por e-mail, y asegúrate de que tiene stock antes de realizar el pedido.

4. Evita los gigantes online

Durante mi historia en la pesca, he tenido mejor experiencia comprando en comercios online de pesca pequeños o familiares, que en los grandes. Esto es porque para todo tendrás un trato más personalizado y una mejor atención.

Recientemente realicé una compra en una gran comercio online que agrupa la venta de artículos de varios deportes, y todo salió mal:

  • Tuvieron el pedido en estado “listo para enviar” una semana.
  • Era mentira, pues no tenían stock del artículo, aunque tanto en la web como en el pedido decían que sí.
  • No me atendían en atención al cliente. Ni por teléfono, ni por e-mail, ni desde su web, ni por redes sociales.
  • Cuando conseguí contactar con ellos, me cancelaron el pedido.
  • Tras la cancelación he tardado 2 semanas en tener el dinero de vuelta.

Aunque la ley siempre está de tu parte en estos casos, no es un plato de buen gusto.

5. Paga con PayPal, si es que puedes

Aunque esta forma de pago no está disponible en todos los comercios electrónicos, pagar con PayPal es una buena idea. Esto es porque PayPal protege al comprador en aquellos casos en los que un pedido no llega, es diferente a lo esperado, o llega en mal estado.

Si una tienda no se hace responsable de algún problema, podemos abrir una disputa en el servicio de atención al cliente de PayPal, de forma que mediará entre la tienda y el consumidor para solucionarlo. En la mayoría de disputas que ganes, obtendrás una devolución del importe del artículo. Utiliza este recurso como última opción, ya que recurrir a él, demora todos los procesos bastante.

Por desgracia, son cada vez menos las tiendas online que ofrecen esta forma de pago. Por otra parte, algunas de las que lo ofrecen, incluyen un pequeño recargo variable por su uso. Tendrás que valorar si merece la pena.

6. No tengas miedo a tiendas internacionales dentro de Europa

Si en tiendas españolas no conseguimos lo que queremos, podemos recurrir al comercio europeo, o incluso internacional.

Las leyes europeas nos amparan en el comercio electrónico. Aunque por el idioma y la proximidad siempre será más fácil lidiar con tiendas españolas, no tenemos por qué tener más problemas a la hora de comprar material de pesca en tiendas online europeas.

He tenido muy buenas experiencias de compra en tiendas online europeas, aunque es cierto que solo las he usado en contadas ocasiones, y siguiendo los consejos anteriores.

6. ¿Y si todo sale mal?

Si todo lo contado sale mal, te recomiendo seguir los siguientes pasos:

  1. Mantén la calma. Las leyes de consumo te protegen.
  2. Vuelve a leer las condiciones de compra, envío y devolución de la tienda.
  3. Intenta arreglarlo con la tienda, contactando con el servicio de atención al cliente de la tienda online. Están obligados a atenderte.
  4. Si en un tiempo prudencial no te solucionan el problema, contacta con la oficina de consumo o protección al consumidor de tu localidad. Te ayudarán encantados.
  5. Ten paciencia, pues estas cosas llevan tiempo.

Espero que todos estos consejos os ayuden a la hora de comprar material de pesca en tiendas online. Ten en cuenta que la mayoría de compras online te van a salir muy bien, pero al igual que nos ocurre en tiendas físicas, tenemos que aprender ciertas cosas para que todavía nos vaya mejor.

¡A disfrutar del nuevo material!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *